Aprende a manipular los alimentos y evita intoxicaciones

2 Comentarios

La higiene en cuanto a la  manipulación de alimentos es fundamental

La manipulación de los alimentos es fundamental para garantizar la seguridad alimentaria. Si nos consta que el lugar donde hemos comprado la comida pasa por todas las medidas de seguridad el mayor factor de riesgo de intoxicación alimentaria está en nuestro propio hogar, en la forma en que tratemos los alimentos al prepararlos.

Veamos lo que debemos hacer para evitar problemas como la salmonella, que además, ah0ra con el calor se propaga con mayor rapidez y facilidad!Las técnicas que utilizamos para preparar alimentos las aprendemos en casa y no siempre son correctas. Lo primero que hay que hacer antes de coger cualquier alimentos es lavarse las manos. Si tocamos cualquier envase, electrodoméstico, si fumamos o vamos al baño, si tocamos la ropa o piel de otra persona o de nosotros mimos también debemos lavarnos las manos.

Primer punto claro pues? Lavarse las manos tantas veces sea necesario!!!

El segundo punto clave es el estado de consumo y conservación de los alimentos de consumo. Vamos, que depende de si están crudos o cocinados estarán más o menos contaminados por los microorganismos externos…tú qué crees? Pues claro, los crudos son los que están más contaminados y su conservación debe ser excelente.

Además, hay que tener especial cuidado con las superficies sobre las que colocamos todos los alimentos a tratar, pero sobre todo si hablamos de los crudos porque la desinfección debe ser total.

Además, debemos usar tablas distintas para alimentos diferentes. Así, carnes o pescados crudos deberían ser cortados en una tabla y verduras en otra, por ejemplo. Pero incluso así debemos desinfectar con un paño la tabla cada vez que acabemos de manipular un tipo de alimento.

Si no lo hacemos y, por ejemplo, estuvimos cortando carne cruda en una tabla, los patógenos permanecerán en la superficie y se duplicarán cada 20 minutos al estar a temperatura ambiente. Además, ahora en verano con el calor la velocidad de evolución de los microorganismos será mayor.

Solo con 100 microorganismos ingeridos podemos sufrir una intoxicación. Es mucho más fácil ponerse enferm@ de lo que creemos, y lo único que debemos hacer para evitarlo son tres detalles:

  1. Lavarnos las manos cada vez que toquemos algo externo a los alimentos
  2. No someter los alimentos demasiado tiempo a la temperatura ambiente y conservarlos en frío antes y después de su manipulación y elaboración
  3. Desinfectar las superficies cada vez que cambiamos el alimento a manipular

Vía: Consumer

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *