Consejos para bajar el colesterol

2 Comentarios

bajar el colesterol

¿Quieres reducir colesterol? Para bajar el colesterol es conveniente limitar el consumo de grasas saturadas, como las carnes rojas ricas en grasas, así como pates, embutidos grasos, visceras, etc. que también aportan colesterol y grasas.

No se trata de eliminar la carne de nuestra dieta, sino que debemos ser más selectivos y optar por las carnes con menos grasas, como el conejo, pollo o pavo, también podemos tomar carnes rojas, como cerdo y ternera, siempre que sean piezas magras (sin grasas).

Para conseguir reducir el consumo de grasas saturadas y colesterol también debemos prestar atención a la forma de elaborar los platos. Debemos evitar los rebozados y las frituras, así como cualquier otra forma que aporte grasa a nuestros platos. Y en su lugar cocina los platos a la plancha, al vapor, al horno, etc. y siempre con poco aceite (de oliva, claro)!!

Más consejos para bajar el colesterol

La leche y sus derivados aporta colesterol aunque si optamos por las versiones bajas en grasas o desnatadas, tomaremos un alimento muy sano y reduciendo nuetsro consumo de colesterol y grasas.

No hay que olvidarse en mayor o menor medida los alimentos de origen animal son fuente de colesterol, por lo que debemos incluir en nuestra dieta la carne con moderación, con consumir 3 raciones a la semana tomamos la dosis de proteíanas y grasas, sin hacer peligrar nuestros niveles de colesterol, siempre que sea baja en grasas.

Para conseguir reducir el consumo de grasas saturadas y colesterol también debemos prestar atención a la forma de elaborar los platos. Debemos evitar los rebozados y las frituras, así como cualquier otra forma que aporte grasa a nuestros platos. Y en su lugar cocina los platos a la plancha, al vapor, al horno, etc. y siempre con poco aceite!!

El consumo moderado de las grasas saludables, que son las grasas insaturadas ayudan a reducir los niveles de colesterol en sangre, siempre dentro de una dieta equilibrada baja en grasas saturadas, las llamadas “grasas malas“, por su elevada concentración de colesterol y los efectos negativos que provoca en el sistema cardivascular.

El consumo moderado de grasas insaturadas, en especial las poliínsaturadas, como el omega 3 y omega 6, ayuda a mantener los niveles de colesterol HDL, el colesterol “bueno”. También puede ayudar a evitar el incremento de triglicéridos en sangre, que a veces se da cuando se incluyen en la dieta grandes cantidades de carbohidratos, como sustitutos de las grasas.

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *