Los huevos de Pascua son muy buenos para la salud: receta para hacerlos en casa

2 Comentarios

huevos_pascua.jpg

Probablemente haga ya un par de años que no tomas huevo de Pascua, y es posible que creas que es mejor así (menos calorías p’al cuerpo), pero te voy a dar una buena razón para que vuelvas a las tradiciones: los huevos de Pascua ayudan a prevenir enfermedades cardiovasculares. Al menos, esa es la sorprendente conclusión del estudio de un grupo de investigadores del Instituto de Nutrición Humana de Nuthetal (Alemania).

Si analizamos un poco el contenido, descubrimos que lo que es bueno para la salud es el chocolate en todas sus formas, pero ya que estamos en Semana Santa lo tomaremos al modo tradicional. No deja de ser curioso que el chocolate, tan demonizado por todos los que quieren hacer dieta, nos ayude a bajar la presión arterial y mantenga nuestro corazón a punto. Eso sí, no hay que comerse el chocolate en tabletas (la obesidad no es buena para el corazón), pero tomarse un par de onzas al día sí resulta muy recomendable.

Para mañana, te dejo aquí la receta para un huevo de Pascua casero.

Ingredientes:

  • 1 molde de huevo de Pascua
  • 1 kg de chocolate para fundir
  • glasé real para decorar
  • 1 pincel de cerda fina
  • caramelos y chocolatinas para meter dentro
  • azúcar
  • mangas y boquilas

Preparación:

  1. Pica 800 gramos de chocolate y colócalo en una olla al baño María, a fuego lento para evitar que se espese. Déjalo al fuego unos 4 minutos sin dejar de revolver.
  2. Cuando ya esté en su punto, retira el chocolate del fuego y añade los 200 gramos restantes, revolviendo constantemente hasta que esté todo disuelto.
  3. Coge los moldes de semicirculos. Impregna el pincel de chocolate y pinta el molde cubriéndolo completamente y respetando su forma. Empieza por el centro y luego sube hacia las paredes para que se adhiera bien.
  4. Mete el molde boca arriba en la nevera. Déjalo estar 10 minutos.
  5. Aségurate de que el chocolate ha quedado coagulado y sácalo de la nevera. Dále una segunda mano de pintura.
  6. Pon los moldes boca abajo sobre una bandeja cubierta de papel manteca o papel sulfito.  Mételo en la nevera alrededor de 25 minutos (hasta que quede bien sólido).
  7. Cuando lo saques debes proceder al desmoldado. Limpia bien las aletas del molde y presiona con las puntas de los dedos por el borde para que salga, si ha pasado suficiente tiempo en la nevera, debería salir sin problemas.
  8. Introduce caramelos, chocolatinas y juguetes en el interior del huevo antes de sellarlo.
  9. Une las dos mitades con un poco de chocolate.
  10. La decoración depende sólo se ti. Con el glasé real puedes hacer diferentes motivos a tu elección.

¿Qué tal te ha quedado tu huevo de Pascua?

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *