Por supuesto que hay que quitar esas maquinas que venden veneno en forma de “cosas parecidas a comida” y eso sólo es el primer paso. Hay que prohibir todos los aditivos alimentarios perjudiciales para la salud, que en España siguen siendo legales muchos de ellos mientras que en otro paises ya están prohibidos. Deben figurar en las etiquetas de los alimentos mas detalles de la composición de los alimentos, como el % de grasas trans que llevan, etc. Y muchísimas cosas mas. Comemos mierda y luego es normal que a todo el mundo le entre cancer antes o después.